lunes, 16 de marzo de 2009

Emperor: Anthems To The Welkin At Dusk



Toca a todos ponerse en posición de riguroso respeto, los dioses del Black Metal, del Pagan Metal, del Viking Metal y de todo bicho maligno que se menea aparecen. Ellos son Emperor. No se si hacen Black o Pagan metal ni me importa, solo sé que con este disco Emperor llegaron a uno de los culmenes del metal extremo... pocos LP lograrán superar la atmosfera maligna y enfermiza de este disco.
No sé que decir de este disco, salvo que es todo perfecto. Es Black Metal con mayusculas, frío, maligno a no más poder, pero también técnico, ejecutado con perfección y minuciosidad; grabado con mimo, para que no se pierda ni una sola gota del veneno musical que rezuma... Ihnsahn está inmenso con esos gruñidos y voces guturales, como se nota que la tontita de su mujer no le había abducido con esa mariconada de Peccatum... y Samoth sacaba el mejor sonido posible a sus guitarras, con sobriedad técnica y detallismo extremo... claro que nada podría haber sido posible sin el monstruo de Trym tras las cajas (me gusta mucho más que el mitificado Faust, que lo unico que ha hecho en su vida es matar a un homosexual, ya ves que merito) y por supuesto, sin la labor de Alver, un bajista cumplidor como pocos.
He sido breve en esta entrada porque la verdad es que poco se puede decir de este disco salvo que es perfecto en todo. Salió en un momento en que el Black Metal comenzaba a ramificarse en sus mil tendencias actuales y muy oportunamente, porque nos recuerda aun hoy en día que al BM se le pueden poner mil apellidos, pero siempre será uno: el de Enperor.

1 comentarios:

Enlil dijo...

Jeje esto me recuerda a algo que de vez en cuando me dijo mi madre: "Aiiih tende coidado que as mulleres pouco a pouco vanvos levando por onde queeeren" XDD
Aún así el trabajo en solitario de Ihsahn no me parece que esté mal, sobre todo el último tiene cosas interesantes.

Followers

PD en Last.fm

Leave your comment!

Althing